Los diputados autonómicos  Juan de Dios Navarro y José Salas han presentado los presupuestos de la Generalitat para 2018 y su repercusión en la ciudad de Elche. En este sentido Navarro ha indicado que “en 2018 los ilicitanos vamos a pagar más impuestos, en concreto un 7,4%, y la ciudad de Elche solo recibe 10 millones de euros de inversión real, es decir, cada ilicitano recibirá una media de 41,5 euros, mientras que la media de la  inversión por ciudadano en la Comunitat Valenciana es de 102 euros por persona”.  

El diputado  ha pedido al resto de representantes ilicitanos en las Cortes Valencianas que apoyen las enmiendas que va a presentar el Partido Popular con el objetivo de que “se mejore la inversión en Elche”.

Navarro ha señalado que van a reclamar un año más la construcción y ampliación de los institutos de las Bayas, Torrellano, y la Hoya, además de la construcción de un nuevo conservatorio de música. El Grupo Popular pedirá al Consell que retire el fibrocemento (amianto) de los 12 colegios de Elche que todavía conservan estructuras con estas partículas.

Desde el PP se pedirá además ampliar en 20 mil euros la aportación de la Generalitat al Misteri d’Elx y las líneas de inversión en la lucha contra el picudo.  Navarro ha recordado que es el Gobierno de España el que financia en un 72% la obra del barrio de San Antón y ha pedido celeridad al Consell, además de recordar que este convenio se firmó gracias a la gestión del Ayuntamiento de Elche gobernado por el PP, tras la desidia de los socialistas.

Por su parte, el diputado José Salas ha indicado que “estos presupuestos son ficticios e irreales y no solucionan los problemas de los ilicitanos”. Salas ha señalado que “en Sanidad las listas de espera van a continuar porque el presupuesto para esta área se reduce en 300 millones de euros en relación con 2016, y que hay más de 60 valencianos que esperan más de 123 días para poder ser atendidos”.