Los senadores populares Pablo Ruz y Adela Pedrosa acusan a sus homólogos socialistas de “traicionar a la Comunitat Valenciana al negar el IVA que nos toca”. El PSOE ha votado en la Cámara Alta en contra de que el Gobierno de Pedro Sánchez devuelva el dinero de la liquidación del IVA aún pendiente del año 2017, en total “281 millones de euros que son nuestros y que necesitamos para nuestros colegios, hospitales y dependencia”.

Tanto Ruz como Pedrosa han demostrado su “perplejidad” por la decisión de los senadores socialistas en la Comunitat Valenciana. Lamentan que “el PSPV rinda su tierra a los intereses de Pedro Sánchez con independentistas y populistas votando en contra de una propuesta para que nos den lo que nos corresponde”. Esos 281 millones de euros pertenecen al 50% de la liquidación del IVA del año 2017, recaudado por el Estado y que después reparte con las comunidades autónomas.

El ilicitano Pablo Ruz recuerda que “los servicios sociales de la Comunitat están colapsados, con impagos a colegios, listas de espera sanitarias que crecen a diario y al PSOE no le importa nada”. Reclama al presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, que “actúe aunque sea como autodefensa y reclame al Gobierno ese dinero porque nos va la autonomía en ello”.

Por su parte, Adela Pedrosa se pregunta “cómo va a mantener el Consell la macroestuctura administrativa que ha montado si ni siquiera es capaz de reclamar lo que se les debe”. La senadora eldense entiende que “la Generalitat recorre un camino hacia la autodestrucción económica al aumentar los gastos en enchufados y chiringuitos a costa de aumentar una deuda que pagarán nuestros bisnietos”.

“El Partido Popular no va a bajar los brazos en ninguna institución ni circunstancia”, anuncian los senadores, quienes piden al resto de formaciones políticas que “se unan a la reclamación del PP por un dinero que es de la Comunitat Valenciana y al que no tenemos por qué renunciar”.

Culpan a Pedro Sánchez de “empezar una guerra económica con la España autonómica y constitucional para contentar a los independentistas de Cataluña”. Recuerdan que “el PSOE nos quita lo que es nuestro mientras riega con millones a Junts per Cat y ERC para seguir en el sillón” y lamentan que “las agrupaciones socialistas sigan este ejemplo de votar en contra de su tierra para que Pedro Sánchez no les lamine de sus escaños”.